El dia 3/12/16 se ha publicado en el Boletín Oficial del Estado, el Real Decreto-ley 3/2016, por el que se decide establecer determinadas medidas de reforma en el ámbito tributario que serán válidas el próximo 1 de enero de 2017. El Real Decreto modifica el apartado 2, del artículo 65 de la Ley General Tributaria de 2003, introduciendo “nuevos supuestos en los que no se podrán aplazar o fraccionar las deudas tributarias”, entre ellas, “las derivadas de tributos repercutidos, salvo que se justifique debidamente que las cuotas repercutidas no hayan sido efectivamente pagadas, dado que el pago de tales tributos por el obligado a soportarlos implica la entrada de liquidez en el sujeto que repercute”.

Hacienda no quiere que si la empresa ya cobró el IVA o Impuestos Especiales a su cliente, tenga la opción de no ingresarlo en el trimestre correspondiente a sus obligaciones tributarias, y sea para la empresa una forma de financiación, y a mayores todo esto supone el retraso de ingresos en las arcas del Estado. El aplazamiento o fraccionamiento de este pago servía a muchas empresas como respiro durante la larga crisis económica. Esta decisión cayó como un jarro de agua fría sobre autónomos y pymes (pequeñas y medianas empresas), que aseguran sentirse especialmente afectados por esta medida.

El Ministerio de Hacienda negoció algún tipo de facilidad para que sí puedan otorgar aplazamientos en el pago del IVA a las nuevas empresas, dentro de unas cantidades y un plazo sin determinar. El defensor de las pequeñas y medianas empresas se queja de que la aplicación generalizada de esta medida afectará sobretodo a las empresas de menor dimensión, ya que son las que tienen mayores dificultades para optar a la financiación con la que cumplir con sus obligaciones tributarias. Las pymes aguantan como pueden en esta época de crisis haciendo un sobreesfuerzo, pero si el Estado no las ayuda, acabarán cerrando en el peor de los casos.

En cuanto a esta medida y otras muchas, el secretario de Estado, José Enrique Fernández de Moya, ha asegurado que se está trabajando en ellas pero que no dará tiempo a que entren en vigor en enero.Los asesores fiscales discuten la legalidad de la vía utilizada por la Agencia Tributaria para suavizar los aplazamientos los autónomos.

Al final Hacienda a regañadientes, acepta la solicitud de aplazamiento en función de la personalidad jurídica de la empresa dejando aplazar hasta 30.000 euros con un máximo de plazos mensuales sin tener que justificar las cuotas de IVA cobradas o no a sus clientes.

 

Fuentes:

http://fiscalblog.es/?p=3512

http://valenciaplaza.com/miles-de-pymes-y-autonomos-que-aplazan-el-iva-ya-no-podran-hacerlo-en-2017

http://www.eleconomista.es/economia/noticias/8023462/12/16/Hacienda-negocia-con-los-autonomos-suavizar-la-prohibicion-de-aplazar-el-IVA.html

http://economia.elpais.com/economia/2017/01/17/actualidad/1484677576_183147.html

http://www.agenciatributaria.es/AEAT.internet/Inicio/_componentes_/_Le_interesa_conocer/Los_aplazamientos_a_los_autonomos_tras_el_Real_Decreto_ley_3_2016.shtml